Publicado el

La Playa Nudista y el Sin Sentido… común

Tengo un amigo aficionado al mar, y me contaba que acostumbra a recorrer los caminos de ronda en busca de

alguna calita resguardada.

Es sabido por todos que la onceava ley de Murphy dice: cuanto más escondida está una cala, más probabilidades hay de que sea nudista.

Eso es bueno para la economía, no por que esté escondida, si no por que sea nudista.

Va en favor de los que fabrican protector solar, ya que este target consume hasta un 25% más en función de la superficie a cubrir, o a descubrir en este caso…

Ya en territorio salvaje, y aun quedándole un trecho hasta la cala,

se despoja de todo excepto de las chanclas y la mascarilla. Ambas por sentido común.

El nudismo es más una manera de entender la vida que otra cosa, y cuando alguien está fuera de lugar canta como una almeja.

Si, como te lo digo…

**** **** ****

No sé si es por NO saber leer, o precisamente por saber leer el gran cartel que hay en el acceso a la cala nudista, que de repente aparece la típica persona que se pasea en bañador y gafas de sol.

Nadie le va a decir nada claro, pero se crea, en un instante y de forma involuntaria, una especie de consciencia común y de enlaces parasimpáticos entre los nudistas (que no se conocen de nada), pero que desaprueban esta actitud – por puro sentido común

Hay personas, que no tienen sentido común, o en caso de tenerlo, se creen que esto no va con ellos.

Pero si, si va con ellos…

Es la misma falta de sentido común ir en bañador en una playa nudista que ir sin mascarilla por la calle o en un lugar lleno de gente, pero lo segundo si tiene 

efectos realmente negativos para las personas.

Por eso, para las personas que tengan sentido común, y para las que no lo tengan también, usad mascarillas reutilizables siempre.

Por 0,05€ por uso, no vas a dar la nota y, sobre todo protegerás lo más importante, incluso si tu afición es no leer los carteles importantes.

Hazlo por sentido común… el menos común de los sentidos 😉

Como medio equipo de Myfacemask estamos de vacaciones, aprovéchate de nosotros y, hazte con esta mascarilla personalizable por 0,05€ por uso. Yo ya la tengo, ¿y tú?

Publicado el

La bombilla o la mascarilla.

Estaba sentada en la arena de la playa rodeada de verde y azul


Este pasado fin de semana, mientras daba mi paseo matutino por la playa,

a eso de las 6:17,

iba yo pensando en mis cosas, y disfrutando de los primeros rayos de sol que asomaban por detrás de un pequeño grupo de nubes rezagadas…

Es buena hora para tomar energías a la vez que disfrutas de la playa y el mar sin nadie alrededor.

Normalmente dedico aproximadamente una hora a esta actividad, pero esta vez se me fue el tiempo de las manos. A lo lejos, más o menos hacia el centro de la bahía, vi que, contrariamente a lo habitual, había una persona sentada en la arena de espaldas al mar.

Si, de espaldas al mar.

Bueno, yo a lo mío pensé.

El agua fresca que bañaba mis pies hacía su efecto relajante pero, mi cabeza estaba todavía en ¿porqué estará sentada “al revés”?

Siempre mantengo un ritmo ligeramente rápido por aquello de aprovechar la ocasión y hacer un poco de cardio, pero esta vez aceleré el paso un poco más, estaba intrigado.

Chica, era una chica, parecía triste, aunque no enfadada, más bien resignada.

Claro, no me paré, pensé que no era mi problema, y como parecía estar bien físicamente pensé en el típico mal de amores, y seguí andando en dirección al final de la playa.

Te quieres creer que, a voces, me dice: “¿TÚ TAMBIÉN LO HARÁS?

Me detengo, reconozco que un poco desconcertado, pero al darme la vuelta la tenía a dos metros de mi, y esta vez si parecía enfadada.

¿Te puedo ayudar? le dije

Tu solo no vas a poder.

Y se sentó otra vez. Pero mirando al mar.

Me senté, aunque un poco alejado, y me lanza una mirada que no supe interpretar, y luego señala con el dedo hacia la orilla.

Enseguida comprendí porqué había decidido dar la espalda al mar, la orilla estaba llena de mascarillas abandonadas, unas azules, otras verdes, y otras de un color difuso por la acción del sol y del tiempo.

Me la quedé mirado, y sin saber como iba a reaccionar, le digo: ” pues a lo mejor si que puedo ser un poco de ayuda”

Y le conté cual era mi pequeño granito de arena.

Cada día, después de mi paseo, me voy a la oficina de Myfacemask. Es una empresa que hemos creado, junto con un equipo de personas muy comprometidas, y diseñamos y fabricamos mascarillas reutilizables.

Y como nosotros, por suerte, hay mucha más gente haciendo lo mismo. Por suerte!

Pronto esta playa estará limpia de mascarillas desechables, tanto porqué las personas cada vez somos más conscientes, y también porqué la alternativa es más barata, más ecológica y más bonita ya que te la puedes diseñar a tu gusto.

Además, si haces cálculos,

no me los invento,

lo dice la prensa seria (y la que no lo es, debería): el coste de las mascarillas desechables a veces supera la factura de la luz de un hogar medio.

Por eso, y por el medio ambiente,

ya sabes que no hay un planeta B,

las mascarillas reutilizables, en la mayoría de los casos, son la mejor opción. Dejemos las desechables para las ocasiones en las que no haya alternativa posible.

Publicado el

Pude dormir por la mascarilla

Llegó el caos y yo sin mascarilla

Los teléfonos sonaban y no había nadie para responder, los e-mails llenaban la pantalla, como una cascada de oportunidades de venta, caían directamente al lago del olvido y se perdían en la lejanía sin ser respondidos, los formularios de contacto se agolpaban para entrar en el CRM pero rebotaban con tal fuerza que iban a parar a manos de la competencia

Sueño premonitorio por no tener mascarillas

En mi etapa como CEO de Kleymac, empresa líder en la fabricación de pantalones de mujer, me despertaba por las noches con un sueño recurrente. A duermevela y entre sudores fríos, visualizaba nuestro departamento de atención al cliente totalmente desierto.

Estoy seguro de que no soy el único al que le pasa.

¿Sabes cómo conseguí dormir de un tirón? pues creando equipos multidisciplinares que substituían a las personas que no habían podido acudir a su puesto de trabajo por estar enfermas.

Pero llegó el Covid-19… y ya puedes suponer lo que pasó…, pues vuelta a los sueños apocalípticos.

La mascarilla protege a tu equipo y a tu negocio

En ese punto me di cuenta de que debíamos proteger mejor a todas y cada una de las personas de nuestra empresa. Porqué forman un equipo genial, altamente cualificado, implicado y muy querido por los clientes. Así que por fin pude dormir por la mascarilla.

Si lo piensas bien, tu equipo es tu mejor baza para aumentar las ventas, para seguir creciendo año tras año y para retener a los mejores clientes. Sin tu equipo estás perdido.

Por ello, estoy seguro de que querrás hacer todo lo posible para asegurar la salud de tu negocio, que radica en la salud de las personas de tu equipo.

¿Cómo proteger la salud de tu equipo con mascarillas personalizables?

Yo lo hice creando Myfacemask para proteger a nuestra gente.

Empezamos con mascarillas, luego añadimos pantallas, guantes, gorros, y todo lo indispensable para salvaguardar la salud de las personas. Gente que día a día se esfuerza para conseguir una venta más, o para mejorar la satisfacción de los clientes, e incluso para entregar valor más allá de su deber, en definitiva, para que la empresa pueda seguir adelante como referente en el sector.

Si tú quieres incrementar la implicación de tu equipo, para que se esfuerce al máximo para tu negocio, proteger su salud es la máxima que debes seguir.

Si has leído hasta aquí, te lo agradezco de corazón, significa que realmente valoras a tu equipo.